Consejos de alimentación y dietas para cuidar los riñones

Hoy analizamos algunas recetas y trucos de cocina para cuidar los riñones. Estos órganos son indispensables para nuestro organismo ya que se encargan de la producción de orina, desechar las toxinas del cuerpo y mantener la presión arterial, entre otras funciones. Para cuidarlos desde el punto de vista culinario, es importante utilizar poca sal y beber mucha agua, pero a la hora de preparar comidas deliciosas y nutritivas también podemos seguir algunos trucos y ayudar a nuestro cuerpo.

1. Ingiere muchas frutas y verduras

Hay muchas frutas y verduras que ayudan a cuidar y mantener el buen funcionamiento de los riñones. Principalmente, las uvas, sandías, cítricos, granadas, pimientos rojos y cebollas ayudan al funcionamiento adecuado de los riñones.

2. Hierbas medicinales que ayudan a cuidar los riñones

En este apartado encontraremos una amplia variedad de hierbas que tienen propiedades beneficiosas para los riñones: la salvia, el diente de léon, la cola de caballo, perejil y astrágalo. Este tipo de hierbas tienen propiedades que ayudan a eliminar las toxinas más fácilmente, garantizando un funcionamiento menos forzado para los riñones

3. Reducir el uso de sal

Es fundamental para una dieta sana y para que los riñones no tengan que funcionar de más. La sal es un condimento habitual pero que en exceso acidifica el organismo. Esto repercute en mayor retención de líquidos, dolor de articulaciones, alergias, cansancio crónico y dificultades de concentración, entre otros factores negativos.

4. Consume más cereal integral

Terminamos nuestra serie de recomendaciones y cuidados alimentarios para fortalecer los riñones con el cereal integral. Los cereales integrales son muy ricos en fibra, y estas ayudan a eliminar toxinas y aceleran el funcionamiento adecuado de los riñones. Al aumentar el consumo de cereal integral tendremos menos retención de líquidos y desintoxicaremos más rápido nuestros riñones.

Por supuesto que el cuidado de los riñones viene acompañado de una buena alimentación, ejercicio físico y cuidados en nuestra vida cotidiana. Pero desde el punto de vista culinario, es posible ayudar a nuestro cuerpo siguiendo algunos de los consejos que encontrarás en este post.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.